Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de Cookies

¿Qué quieres buscar?

ACCIONA pone en marcha y dona la primera planta fotovoltaica conectada a red en Isla de Pascua

12/11/2018

Es la contribución de la compañía al objetivo de un sistema eléctrico más sostenible en la isla

ACCIONA Energía ha donado a Isla de Pascua la primera planta solar fotovoltaica conectada a la red eléctrica en la isla. Es la contribución de la compañía a la creación de un sistema eléctrico más sostenible en este enclave, que actualmente genera con diésel la totalidad de la electricidad que consume.

El acto de donación se ha realizado el pasado fin de semana en el curso de un acto presidido por la Ministra de Energía de Chile, Susana Jiménez, en el que estuvieron presentes la gobernadora de la provincia de Rapa Nui, Tarita Alarcón, el alcalde Pedro Edmunds, y el gerente general de ACCIONA Energía para Sudamérica, José Ignacio Escobar. Acudieron asimismo representantes de la Corporación de Fomento de la Producción (CORFO) chilena y de la eléctrica local SASIPA, que fueron las entidades receptoras de la donación.

400 paneles solares

El sistema fotovoltaico instalado en Isla de Pascua, diseñado y construido por ACCIONA y que lleva varios meses en operación, consta de 400 paneles de silicio policristalino sustentados sobre diez estructuras fijas que totalizan una potencia pico de 128 kWp (100 kW nominales). Se completa con un inversor que transforma la electricidad generada en corriente continua a corriente alterna, un transformador que eleva la tensión de salida de 0,42 kilovoltios (kV) a 13,2 kV, y una línea de 100 metros de longitud que transporta la energía hasta la subestación de Mataveri, para inyectarla a la red general.

La planta solar producirá una media aproximada de 200 MWh al año, evitando la emisión directa de unas 135 toneladas anuales de CO2, sin considerar las producidas durante el transporte del petróleo correspondiente desde el continente. Esa producción limpia evitará un 8% del consumo de diésel destinado hasta ahora a la generación eléctrica.

La planta está ubicada junto al aeropuerto, al sureste de la isla -situada en el Océano Pacífico, a 3.700 kilómetros de la costa chilena-, y es ya operada por la eléctrica SASIPA –compañía filial de CORFO- que, entre otros servicios, presta el suministro de electricidad y agua potable en Isla de Pascua.

Durante el evento, la Ministra de Energía, Susana Jimenez, declaró que éste “es un tema especialmente relevante para la comunidad Rapa Nui, pues llevar la matriz energética hacia fuentes sostenibles no solo es una contribución a la disminución de gases de efecto invernadero, sino también una forma de preservar la isla, su gente y su cultura”

Por su parte, José Ignacio Escobar, gerente general de ACCIONA Energía para Sudamérica, afirmó que “esta pequeña instalación representa un paso de gran significación simbólica en la necesaria transición de Isla de Pascua hacia un sistema energético limpio y sostenible. Estamos encantados de iniciar ese proceso, colaborando con el Gobierno chileno y con la comunidad Rapa Nui en la aportación de soluciones basadas en energías renovables, que son idóneas para enclaves como éste, al aprovechar recursos locales y ser absolutamente respetuosas con su valioso patrimonio natural y cultural”.

Con 163,6 km2 de extensión y conocida mundialmente por sus vestigios arqueológicos (particularmente las grandes estatuas de piedra denominadas moái), Isla de Pascua cuenta con una población de algo más de cinco mil habitantes, concentrados principalmente en la capital, Hanga Roa. El 40% del territorio de la isla está ocupado por el Parque Nacional Rapa Nui, designado patrimonio de la Humanidad por Naciones Unidas desde 1995.

ver vídeo

Apuesta por Chile

Este proyecto se inscribe en la firme apuesta realizada por ACCIONA en el sector renovable chileno, donde cuenta actualmente con una planta solar fotovoltaica en Atacama de 246 MWp –la mayor de América Latina cuando fue conectada, en noviembre de 2016- y un parque eólico de 45 MW en Coquimbo. En la actualidad construye un parque eólico de 183 MW en la Araucanía, tiene otro proyecto eólico en inminente inicio de construcción, y dos proyectos fotovoltaicos que iniciarán su construcción en 2019.

En otros ámbitos de actividad, ACCIONA está presente en Chile desde 1993, inicialmente a través de su división de Infraestructuras, con proyectos relevantes en construcción de autopistas, centros hospitalarios, centrales hidroeléctricas e infraestructuras para el sector minero. En el negocio del Agua, ACCIONA ha diseñado, construido y opera una gran desaladora para la industria minera en Copiapó y ha construido varias instalaciones de tratamiento de aguas residuales.

 

Pie de foto 1: La ministra de Energía de Chile, en el centro, acompañada de autoridades de la isla y representantes de ACCIONA en la ceremonia de donación de la planta. 

Pie de foto 2: La vicepresidente de la Corporación de Fomento de la Producción (CORFO) de Chile Maria de los Ángeles Romo y el gerente general de ACCIONA Energía para Sudamérica, José Ignacio Escobar con el documento de donación. 

Ir arriba